4-4-2

Por: Antonio Briseño

Twitter: @Antonio_Bri

Cuando era niño, mi papá siempre me contaba de Benjamín Galindo, un jugador tapatío que tenía una pierna derecha privilegiada. Pero  yo quería ser como Jorge Campos, aquel portero de la selección mexicana que jugaba tan bien dentro del área como fuera de ella y que usaba unos suéteres coloridos, de los cuales siempre quise uno. Pero este post no es para hablar del portero que usaba un suéter que nunca pude tener, porque luego, cuando fui un poco más grande me enteré de un paraguayo que jugaba en el equipo de mis amores: Saturnino Cardozo, el cual llegó a las filas de los diablos rojos del Toluca.

Saturnino era un delantero contundente que todo lo que tocaba lo convertía en gol (¡y vaya golazos!). Tampoco es mi intención hablar de Cardozo que se fue del Toluca.  Cuando dejé de ver el fútbol sólo como un juego donde se patea un balón, donde se “gambetea”, se “recorta” y se hacen “paredes”; y descubrí que hay estrategia detrás de todo ello, no pude sino admirar a Lavolpe, al “Tolo” Gallego y a “Chepo” de la Torre por su trabajo desde el “banquillo” de los Diablos, pues tan buenos estrategas eran que los campeonatos abundaron.

Sin embargo, yo no quiero hablar de aquellos seres relacionados con el deporte, cuyos pósters tapizan las paredes de mi cuarto. Admiro personas. Admiro individuos que a pesar de las cualidades que los hicieron destacar a cada uno en su posición, pertenecían a un equipo, y que no hubieran destacado sin la oportunidad que se les brindó allí y sin los compañeros que hacían su trabajo. Y es que ni Jorge Campos, ni Cardozo, ni “el Chelito” ganaban partidos solos. El portero necesita defensas para fortalecer su trabajo. El delantero necesita al mediocampista que le ponga balones a modo y de nada sirve la magia ni la visión del mediocampista si no tiene para quién jugar. Qué decir de los directores técnicos, que sin jugadores no pueden aterrizar en el terreno de juego sus estrategias.

Y esto es de lo que quiero hablar hoy. En el fútbol y en todos los deportes de conjunto los resultados se obtienen en equipo o no se obtiene nada. Y exáctamente lo mismo pasa en la vida empresarial. Una empresa, al igual que un equipo de fútbol, es una comunidad. Y como todo equipo que sea diseñado para competir, ya sea deportiva o empresarialmente, debe tener sus especialistas: un buen cobrador de tiros libres, un portero con manos muy seguras, un gerente de ventas efectivo, un ejecutivo líder y prudente. Son las armas que se consiguen para tratar de ganar la competencia. Sin embargo no es suficiente, hará falta un buen técnico que aproveche y potencialice las virtudes de los deportistas y un director general que potencialice y aproveche al 100% las habilidades de sus gerentes y de sus ejecutivos. En términos generales, las competencias no se ganan con individualidades, con “estrellas”, se ganan con un equipo dispuesto a colaborar y a compartir ideas; dispuesto a someterse a las órdenes del estratega del equipo.

Los grandes equipos, empresariales, deportivos, lo son porque aceptan las cualidades de sus integrantes, pero también aceptan las limitaciones de cada uno de ellos y es allí donde se ve el trabajo en equipo, donde el portero sabe que es buenísimo con las manos, que es buenísimo lanzándose, pero que no es bueno metiendo goles, y por eso necesita del delantero. Lo mismo pasa en la empresa, un director por más bueno que sea generando ideas, siempre necesitará gerentes, subgerentes, personal que labore directamente en el campo para llevar a cabo esas ideas.

Sin previa investigación, me atrevería a decir que los equipos de fútbol más ganadores son aquellos que están conformados pensando en trabajo de equipo, y no aquellos que están conformados pensando en individualidades. Extrapolando un poco está aventurada afirmación: ¿Pasará lo mismo en terreno empresarial?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s