El automóvil obsoleto

Maglev Shanghai

Por Chloe Nava

Twitter: @mmeroubaud

Desde que el hombre empezó a proyectar lo que sería de él en el futuro no ha podido evitar reproducir su presente. Es capaz de imaginarse grandes ciudades pobladas de automóviles como los de Los Supersónicos pero no se ha preguntado a sí mismo si el progreso en ese futuro imaginado no se encuentra más bien en la eliminación de la idea de automóvil.

El automóvil puede ser un objeto de lujo o un objeto de absoluta necesidad. Sin embargo son más las personas que hacen uso del automóvil por necesidad que aquellas que poseen un auto por el simple placer de manejarlo. La misma necesidad que lleva a las personas a tener un automóvil es la que lleva a millones de trabajadores a usar el transporte público diariamente.

Con el paso del tiempo el hombre ha necesitado transportarse con mayor velocidad y sus trayectos son cada vez más grandes. Las ciudades crecen y las áreas de trabajo y recreación se encuentran cada vez más dispersas del hogar. Ciertamente el automóvil nos ha sacado de apuro hasta ahora, pero si las ciudades siguen creciendo y la población aumentando, podemos preguntarnos si el auto podrá seguir siendo nuestra mejor opción. La construcción de puentes y túneles alivian la saturación del tránsito, pero la solución no es permanente, el problema de fondo sigue en pie: ¿es el automóvil en realidad el medio de transporte del futuro? Ya se trate de autos voladores, acuáticos o terrestres, parece que el transporte particular ya no satisface las necesidades de transporte del hombre de ciudad.

La ciudad del futuro debe empezar a pensarse como parte de una red de ciudades interconectadas. Miles de personas se ven obligadas a dejar su ciudad de origen por trabajar en la capital, sin embargo eso no sería necesario si las ciudades apostaran por el transporte colectivo. No sería necesario tener que vivir en la capital si existiera un medio de transporte eficaz y veloz que la conectara con las diversas ciudades que la rodean.

Por ejemplo, en países como Japón y China se han invertido millones en el diseño y construcción de distintos modelos de trenes. Uno de ellos, el maglev, es un tren de levitación magnética que con su increíble velocidad acorta las distancias significativamente. El alto costo de este tren aún no permite su instalación en muchos lugares, sin embargo mediante el desarrollo de varios modelos se podrá llegar a la construcción de uno adecuado para las necesidades de una ciudad como la nuestra y cuyos costos puedan manejarse.

Pero no sólo quienes viven fuera verían los beneficios de un sistema como éste, los habitantes de las ciudades mismas tendrían que admitir la ventaja de dejar de lado el automóvil para recorrer las enormes distancias que la gran mayoría cubre diariamente tan sólo para ir al trabajo.

Otro aspecto a considerar es la disminución de estrés que el abandono del automóvil permitiría. La mayoría de las veces el cansancio del trabajador promedio no proviene del trabajo mismo, sino del tránsito y de las horas que pasa frente al volante. Se trata de mejorar la calidad de vida de los individuos, de despejar las calles, despejando sus mentes. El automóvil ya no es el transporte del futuro, el transporte del futuro son las redes de transporte colectivo junto con una tecnología de punta que conecte cada rincón de la ciudad, sin que eso implique un daño a la calidad de vida de las personas.

El automóvil ya no es lo que prometía ser en sus inicios: un símbolo de movilidad, eficiencia y libertad -a no ser que viajemos en zonas rurales-. El auto ya no cumple su función en las grandes urbes: necesitamos aprender a tomar otros puntos de vista y ver el panorama completo, desafiando el status quo. Hay que atrevernos a pensar en nuevos medios de transporte realmente eficientes que nos liberen del peso del automóvil. ¿Han pensado cómo deben moverse las personas en la ciudad del futuro? Los invito a considerarlo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s