Fugas

Johann_Sebastian_Bach

“La fuga es otra de las expresiones más importantes del contrapunto imitativo en la música, resultado de la evolución de cientos de años desde los inicios de la historia de la música occidental europea.”

 Por Santiago Piñeirúa

Facebook

Tal vez no sea tan extraño para la gente el término fuga cuando hablamos de música. Todo el mundo ha oído hablar de la famosa Tocata y Fuga en re menor de Bach, o del término Preludio y Fuga, género explorado ampliamente por muchísimos compositores desde tiempos barrocos hasta nuestros días. Pero, pregunto yo, ¿cuántas personas, que no son músicos, aunque sean melómanos, saben realmente lo que es una fuga?

Para explicarlo, primero hay que definir un término que suena mucho más sofisticado y que probablemente les hará quedar muy bien en una conversación de sobremesa; y aunque el concepto suene muy intelectual y su uso pueda resultar hasta cómico o pedante, el vocablo es de uso común para nosotros los músicos. Me refiero al contrapunto imitativo.

El contrapunto, es el arte de combinar dos o más melodías haciéndolas funcionar juntas rítmica y armónicamente. Una melodía es una sucesión de notas generalmente dispuestas en un orden y con una instrumentación específica que representan una de las partes principales de una pieza. Escuchemos el siguiente video.

 

 

En los primeros 20 segundos de este video, Barenboim nos presenta el señorial principio de la sonata en la menor K. 310 de Wolfgang Mozart con energía y pasión. El primer tema presenta la melodía en la mano derecha, mientras que claramente suena un acompañamiento en la mano izquierda. Esta textura no es contrapuntística, pues no hay dos melodías al mismo tiempo. En el minuto 4:26 la melodía se encuentra ahora en la mano izquierda, mientras que el acompañamiento se toca con la derecha. Esto sigue siendo una textura no contrapuntística, pues finalmente existe una sola melodía.

Cuando se combinan dos o más melodías al mismo tiempo, podemos hablar de contrapunto. Para explicarme mejor les presento el siguiente video.

 

 

El violín y la viola tocan dos o más melodías diferentes al mismo tiempo, lo que hace que exista un contrapunto entre los dos instrumentos. Ahora bien, el contrapunto imitativo explora el uso de esta textura pero con la característica principal de que ahora las voces involucradas se van imitando. Escuchemos:

 

 

Probablemente no exista ejemplo más famoso que el popular Canon de Johann Pachelbel, en el que, basados en una serie de acordes tocados por el órgano, los chelos y los contrabajos, los violines se imitan unos a otros. El canon, pues, es una de las expresiones más representativas del contrapunto imitativo durante el barroco.

Escuchemos otro ejemplo de contrapunto imitativo:

 

 

Finalmente llegamos al término que nos interesa: la fuga. La fuga es otra de las expresiones más importantes del contrapunto imitativo en la música, resultado de la evolución de cientos de años desde los inicios de la historia de la música occidental europea. La fuga es una técnica de composición muy específica en la que las voces se imitan de manera muy concreta con una fórmula determinada. La principal diferencia entre un canon y una fuga es que en el canon la imitación es exacta, es decir, se repiten íntegramente las voces. En la fuga la imitación es clara pero no exactamente igual.

Para entender esta idea con mayor detalle les recomiendo el siguiente video:

 

 

El padre de la fuga y del contrapunto es Johann Sebastian Bach. Contrario a lo que muchos podrían pensar, Bach no inventó la fuga ni el contrapunto, de hecho su legado es el resultado de más de mil años de evolución en la composición. Bach escribe el “antiguo testamento” en la música (considerando las 32 sonatas para piano de Beethoven como el “nuevo testamento”), es decir la colección más famosa de preludios y fugas. Me refiero a ambos libros del Clave Bien Temperado (1722 y 1744 respectivamente) en el que se explora el entonces reciente concepto de tonalidad con 24 preludios y fugas cada uno. Bach nos dice con esta magna obra lo importante que son las fugas para la música. Esta obra empieza con el siguiente preludio y fuga:

 

 

El video empieza con el primer preludio y su fuga aparece en el minuto 1: 50.

Para terminar, me gustaría compartir con ustedes algunas fugas que han sido escritas a lo largo de la historia por compositores de otras épocas diferentes al barroco.

 

 


 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s