Steve Jobs: líder de su tiempo

Por: Juan José Díaz Enríquez

No conocí a Steve Jobs ni remotamente cerca. Sin embargo, su muerte me afectó en el ánimo. Hoy lo recuerdo.

Soy usuario de Mac y cliente leal y frecuente, pero no me preocupó que el futuro de mis gadgets estuviera en peligro. Confío en la permanencia de las grandes empresas y en la habilidad de los empresarios para mantener las lecciones aprendidas a lo largo de la historia. Si no fuera así, cuando murió Graham Bell la innovación en telefonía se hubiera terminado y hoy no tendríamos iPhones. Los grandes líderes empresariales crean instituciones que los trascienden a ellos mismos y, por lo tanto, enriquecen al mundo presente y futuro.

Steve Jobs supo ser un líder de su tiempo. Fue un gran empresario justo a la mitad de la turbulencia del cambio de siglo. Mientras muchas empresas se tambalean por entender lo que el siglo XXI implica para la gestión, mientras muchas otras defienden a capa y espada los beneficios del liderazgo del siglo XX, Steve Jobs decidió mirar hacia otra dirección y señalarnos la otra orilla, más allá del puente.

LEER MÁS: La valentía: característica imprescindible de los líderes

Steve Jobs creó una mística alrededor de Apple. Nos contó una historia y nos dejó ser personajes en ella. Creó una comunidad y nos invitó a formar parte de ella. Por eso su muerte ganó las primeras planas de tantos periódicos. Aceptamos entrar a su comunidad.

Existen muchos artículos dedicados al legado de quien fuera CEO de Apple. La Harvard Business Review le dedicó toda una sección cuando murió. Ahí podemos leer las opiniones de los expertos respecto de la gestión, el liderazgo y la herencia de Jobs. Sin embargo, más allá de todas las lecciones de management y liderazgo que podamos aprender, quiero poner el énfasis en un elemento que ha pasado muy desapercibido: la comunidad que supo crear.

El capitalismo del siglo XXI, quiero decir el capitalismo del Paradigma de la Sinceridad, tiene su centro en la persona y ésta es —esencialmente— un ser social. Todos necesitamos de una comunidad que nos reconozca como individuos (no como masas) pero que nos acoja, que nos deje habitar en ella y encontrar sentido desde ahí.

Este nuevo siglo exige un reconocimiento explícito de la individualidad y la autenticidad (“Jobs fue grande porque hizo las cosas a su manera”), pero sin alienar al individuo en un solipsismo frío y despiadado: ya no hay masas, sino personas. El cliente deja de ser cliente en abstracto y gana un rostro que, en el caso de Apple, se refleja clarísimamente en la hiperpersonalización de cada aparato a los gustos del usuario. Así de fácil.

LEER MÁS: Una vida digna de contarse

Ésta me parece es la mayor herencia que podemos ganar de Steve Jobs. Su liderazgo, su autenticidad, su humor ácido e incluso su pasión las podemos aprender en muchos otros líderes que hicieron grandes cosas por el mundo (Mandela, Martin Luther King Jr., por ejemplo). Pero su visión de comunidad es algo que abona a nuestro siglo con irrefutable originalidad.

Como empresas y empresarios socialmente responsables tenemos la obligación de no dejar pasar este mensaje. Si queremos triunfar en esta nueva era, si no queremos que nuestro trabajo naufrague por los embates del cambio de paradigma que hoy sacude con fuerza al capitalismo y al liberalismo económico, debemos aprender a ver a nuestros clientes como personas en toda la extensión de la palabra: seres libres (no podemos obligarlos a consumir lo que no quieren), sociales (quieren ser parte de una comunidad), inteligentes (son capaces de comprender su mundo y vivir en consecuencia), sujetos a normativas (los límites existen y deben respetarse para mantener el orden en el que nos desarrollamos) y continuamente inacabados (en palabras de Jobs: “No puedes preguntarle a tu cliente qué quiere, porque cuando estés por dárselo ya querrá otra cosa).

Así pues, sirva este texto como homenaje al hombre que supo ver el centro de la gestión responsable.

Think Diferent… Again.

Este post fue publicado originalmente en octubre de 2011.

 

Un comentario en “Steve Jobs: líder de su tiempo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s